Con David Coverdale: “Un concierto de rock puede ser una gran terapia”

Entrevistas
Con David Coverdale: “Un concierto de rock puede ser una gran terapia”
Texto: Carlos Noro

Con un muy buen disco (el reciente “Flesh and Blood) y una banda a la altura de las circunstancias Whitesnake sigue teniendo la una notable vigencia luego de más de 40 años de existencia. Aprovechamos esta visita que los trae para compartir escenario con Europe el 4 de Octubre en Estadio Hipico Argentino para recorrer el pasado y el presente de la “Serpiente Blanca”.

En los últimos años, Whitesnake ha estado haciendo giras mundiales compartiendo cartel otras bandas. ¿Aprendiste algo nuevo en esos tours? ¿Alguna anécdota especial o historia que contar?

No hay anécdotas. En realidad las estoy guardando para mi libro “¡No me acuerdo un carajo! (risas). Hablando en serio me gusta ir de gira con otras bandas de primera clase para dar a la gente una buena relación  entre calidad y precio. Es algo muy simple y esto tiene que ver con que suelo estar al tanto de  cómo son las cosas. En la mayoría de los lugares que visito veo dificultades económicas, entonces siento un concierto de rock puede ser una gran terapia, no solo para los músicos, sino para las personas que se reúnen en esas noches locas. Creo que sucede algo casi primario, como una celebración tribal, de una tribu rockera.  La gente que va a los conciertos ve a miles de amigos y vecinos que son como ellos y se encuentra con diferentes personas comparte un momento con al menos tres generaciones, todos divirtiéndose y liberando a veces emociones acumuladas. Creo que en los conciertos la gente siente que no está sola porque ve que hay miles como ellos que sienten lo mismo. De alguna manera es bastante simple, le doy a la gente algo emocional, un momento especial que va más allá de lo que sale una entrada. Quiero que vivan un momento único. Ese es mi objetivo cada noche.

Esta vez compartís la noche con Europe, ¿qué aportan al espectáculo?

Es una súper banda y son grandes chicos. Hemos sido amigos y colaboradores durante años ¡El público tiene garantizada una noche llena de buena música y diversión! ¡No vamos a fallarles justo ahora!

En una entrevista de hace unos años, comentabas que casi no fumabas ni bebías alcohol. ¿Cómo cuidas tu salud para mantener las demandas de los tours?

Bueno, dejé de fumar cigarrillos hace muchos años, una vez que nació mi hijo ¡hace 23 años! ¡Me estás haciendo calcular el tiempo! Todavía bebo, amo mi vino y el whisky. Son dos gustos que me doy. Sobre el cuidado de mi voz, a diferencia de hace algunos años hago más ejercicios vocales. Ya es una rutina de todos los días cuando estoy de gira.  Mi súper tecladista, Michele (Ndr. Luppi) es un gran cantante y profesor de música, así que trabaja conmigo y los vocalistas de la banda antes de cada show. Él suma muchísimo para la banda en un montón de niveles, pero en este puntualmente es clave.

Los años ochenta fueron hiper exitosos para vos, pero ese éxito desembocó en que a que a principio los años noventa pensaras en retirarte, ¿qué te hizo pensar aquello en aquel momento? ¿Qué comparación podés hacer entre los ochenta y ahora?

No me  mucho gusta hacer comparaciones pero me acuerdo que en ese momento el negocio de la música se estaba volviendo irreconocible. No me gustaba la entidad abiertamente corporativa en la que se estaba convirtiendo todo lo que me rodeaba. No soy un desesperado por la plata. Afortunadamente, he tenido y sigo teniendo éxito, independientemente de los estilos musicales o la moda. Otra cosa que me acuerdo es que también me había convertido en padre y quería estar con mi hijo mientras crecía, no solo verlo durante unas semanas y luego desaparecer durante meses. Hoy Whitesnake continúa llenando mis expectativas como cantante, músico y  compositor. Es una banda de la hoy me siento honrado de formar parte. No vivo del pasado. Esta versión es genial. Me encanta trabajar con ellos en el escenario y en el estudio. También seguimos creando nuevas y vibrantes canciones de que encajan perfectamente con nuestros éxitos clásicos. Además tengo  que decir que en nuestra reciente gira europea vimos a muchos más fanáticos más jóvenes cantando las de las nuevas canciones, así como las viejas canciones. Es algo increíble de escuchar y ver. Me emociona mucho. Entonces Whitesnake sigue adelante (Ndr. En realidad hace el juego de palabras Rock and Roll) ¡y lo más probable es que lo haga hasta que mi cuerpo, o mi esposa me digan basta! (risas)

"Flesh and Blood" parece ser el reflejo de toda la carrera de whitesnake: hay algo  blues británico de los primeros discos, el lado más estadounidense y exitoso de la era de MTV y un lado más acústico. ¿Fue algo que pensaste cuando compusiste el álbum?

No conscientemente. Era obviamente un álbum que tenía que hacerse para unir todos los elementos desde las primeras serpientes hasta ahora y por otro lado fue fresco y emocionante escribir con Reb y Joel (Ndr. Beach y Hoekstra guitarristas). Me emocionó mucho escuchar las canciones rugir a la vida cuando la banda las grabó. Es uno de mis álbumes favoritos y estoy muy feliz de decir que tiene mucho éxito en todos los niveles que considero necesario. Adoro esas canciones.

"Gonna Be Alright" fue un "rescate" de una canción compuesta con Page. ¿Cuál es la historia de la canción?

No hay una gran historia. Cuando trabajaba con Jimmy, mi flujo creativo estaba en un momento muy alto. Estaba escribiendo canciones y riffs durante todos los días durante meses Fue realmente inspirador para mí trabajar con Jimmy. Verdaderamente una experiencia inolvidable. En su momento recuerdo que tenía todas estas ideas de canciones nuevas y sentí que Jimmy y yo deberíamos grabar otro álbum además del disco existente. En aquel momento su manager de ese momento lo convenció de que no lo hiciera. Sin embargo, esas ideas de canciones fueron pasando y siendo terminadas en Restless Heart, en Good To Be Bad en Forevermore y finalmente en Flesh & Blood. Obviamente era el destino y me pone feliz que así sea. Yo siempre pienso que mientras la música sea sólida, no importa la antigüedad de las ideas. Se vuelven frescas por completo cuando tienes co-escritores excepcionales. Me encanta lo que Joel trajo en esta canción.

En este álbum, las canciones están firmadas como Coverdale / Hoekstra / Beach y no como un dúo como solías hacer con John Sykes primero, Adrian Vandenberg más tarde y luego con Doug Aldrich, ¿cómo fue el proceso de composición?

Por lo general, es lo que describo como una conversación musical. Me siento frente a Reb, o Joel con guitarras acústicas e improvisamos según a las ideas del otro. A veces, los tres nos quedamos zapando hasta el final de día sin sacar algo concreto. Solo tirando ideas. No creo mucho en las boludeces metódicas. Somos músicos tocando y si hablamos el mismo idioma adivina qué ¡la magia sucede!

En 1997 anunciaste el final de la banda en Argentina y ahora cumplen 40 años. ¿Qué significa eso para vos? ¿Cómo es tu relación con Argentina?

¡Me encanta! Aún más esta vez, ya que mi esposa Cindy y nuestro hijo Jasper estarán conmigo  No puedo esperar a que experimenten el público de allá. Es muy, muy especial en cómo muestran el agradecimiento porque los visitemos. Estoy muy agradecido por la hospitalidad que siempre recibo en tu hermoso país. ¡Espero disfrutar la visita como siempre!