Con Gaspar Benegas guitarrista del Indio Solari y La Mono: “En este proyecto buscamos ponernos en el lugar de artistas”

Noticias
Con Gaspar Benegas guitarrista del Indio Solari y La Mono: “En este proyecto buscamos ponernos en el lugar de artistas”
Texto: Carlos Noro | Fotos: KVKFOTOS (Prensa La Mono)

Sin lugar a dudas la historia de Gaspar Benegas está atravesada por la música. Hijo de María José Cantilo y sobrino de Miguel de Pedro y Pablo, parece muy complicado imaginarlo sin un instrumento en la mano. A lo largo del tiempo ha ido construyendo su propia carrera que ha participado como miembro estable de la banda del Indio “Los fundamentalistas del aire acondicionado” y ha sido parte también de las Manos de Filippi (además de ser productor de algunos de sus discos). Desde hace un tiempo viene poniendo fichas a su propio proyecto La Mono que además de tener desde su propio disco en la calle (“Experimento”); le permite reencontrarse con dos amigos de la infancia (Lucas Argomedo, bajista y chelista de la banda de Lisandro Aristimuño) y (Ramiro López Naguil, baterista del grupo que también acompaña al Bahiano) para generar una propuesta en que el rock es la base para explorar nuevos sonidos.

La Mono cierra el año este  24 y 25 de noviembre a las 23:50 en Lucille (Gorriti 5520, Ciudad de Buenos Aires)  compartirá escenario con "Valentina Cooke & Lobos". 

Ustedes son amigos desde la infancia y hoy están juntos en La Mono ¿Cuánto se transformó la relación entre ustedes a lo largo del tiempo y cómo fueron construyendo ese vínculo musical?

Es muy bueno haber compartido tantas experiencias, y no solo musicales, por que le da un superpoder a nuestro proyecto. En muchos casos podemos adivinar lo que piensa el otro ¡Eso es una gran ventaja!

Tu historia tiene que ver con el rock nacional a través de tu mamá y tu tío ¿Cómo fuiste incorporando eso que conociste de chico en tu vida musical?

Creo que todos somos seres musicales pero algunos lo desarrollan mas que otros. La ventaja de estar en una "familia de músicos" es que te permiten desarrollarte como tal, no van a preguntarte “¿de que vas a vivir?” u obligarte a estudiar algo mas “serio” que la música. Salís ganando...

La banda tiene un nombre (La Mono) que me lleva a pensar en la tradición de los tríos de rock y de blues de rock nacional ¿Hay algo de eso que los une?

Nosotros creemos que hacemos rock nacional. El rock en argentina es un movimiento cultural mas que un estilo de música, y ese movimiento siempre va a salir del under. Nos formamos escuchando todas esas bandas de rock y aprendiendo de esos músicos. Algo tiene que haber quedado.

Trabajar con el Indio seguramente cambió tu percepción de la música y del ambiente musical de diversas maneras ¿Cómo te afectó todo este proceso para bien o para mal?

Con el Indio aprendo constantemente. Es una oportunidad gigante de poder jugar en primera. El único costado negativo que le encuentro es que, en comparación, cualquier otro proyecto me parece pequeño e insignificante.

Por otro lado estuviste desarrollando proyectos con Baltazar Comotto, fuiste parte de Las Manos de Filippi y de la banda del Indio entre otras propuestas. ¿Cuánto de todo te influye a la hora de componer en La Mono? ¿Qué sentís que te aporta este proyecto específicamente como músico?

Con las Manos de Filippi hice una colegiatura en lo que significa ser parte de una empresa de arte independiente. Fue una buena escuela llena de experiencias únicas. A la hora de componer para este trió, tratamos de ser menos influenciados por los proyectos en los que participamos. Estamos queriendo encontrar algo nuevo que nos represente solo a nosotros. En este proyecto que llevamos adelante los que hacemos La Mono buscamos ponernos en lugar de artistas y no tanto de músicos. Ese es un cambio clave.

Para “Experimento” hablabas de que intentaron sacar un audio a lo Soundgarden ¿Qué quiere decir esto? ¿Cómo lo trasladan al vivo?

En realidad no buscamos sacar ningún audio determinado la cosa pasaba por que si una cancion remitía a una banda como soundgarden no nos oponíamos. Dejábamos que fluya. El disco lo armamos tocando en una sala y así lo grabamos. Es el reflejo exacto de un momento de la banda. Es muy fácil llevarlo al vivo, siendo un trío y sin maquinas. Es Tracción a sangre, como suele decirse.

Ya pasó un año de que sacaron el disco, seguro tocarlo en vivo habrá resignificado algunas canciones ¿Qué te pasa con el disco hoy?

El disco ya nos suena un poco viejo pero disfrutamos mucho tocarlo por que cada vez sale mejor. Para estas presentaciones que nos esperan este fin de semana en Lucille vamos a estrenar algunas canciones nuevas para agregar un poco de vértigo al show y seguir disfrutando junto a la gente que nos viene a ver.